Humanos Digitales (Un Futuro Diferente nº 60) por Oswaldo Enrique Faverón Patriau

Titulo del libro: Humanos Digitales (Un Futuro Diferente nº 60)

Autor: Oswaldo Enrique Faverón Patriau

Número de páginas: 77 páginas

Fecha de lanzamiento: April 25, 2018

Obtenga el libro de Humanos Digitales (Un Futuro Diferente nº 60) de Oswaldo Enrique Faverón Patriau en formato PDF o EPUB. Puedes leer cualquier libro en línea o guardarlo en tus dispositivos. Cualquier libro está disponible para descargar sin necesidad de gastar dinero.

Humanos Digitales (Un Futuro Diferente nº 60) por Oswaldo Enrique Faverón Patriau

Oswaldo Enrique Faverón Patriau con Humanos Digitales (Un Futuro Diferente nº 60)

La era cibernética crea situaciones hasta hace poco inimaginables. Esto origina una nueva generación con vivencias diferentes a todo lo sucedido antes.
¿Por qué seguimos escribiendo a mano? Mientras que las apps móviles dominan nuestra vida, se promueve el uso del papel y el lápiz. Un retorno a técnicas tradicionales eleva las ventas de artículos de escritorio.
Los diarios estilo viñeta han ganado popularidad en ciertos círculos. Las percepciones sensoriales táctiles pueden estimular la creatividad y la innovación. En casi todas las empresas tecnológicas siguen usándose las pizarras como método que las estimulan.
Muchas personas cada enero se fijan objetivos para todo el año y cada domingo, planifican y organizan su semana. Sin embargo, en vez de hojas de cálculo y sofisticadas aplicaciones de teléfonos inteligentes, utilizan un bloc de notas. Con su ayuda, dejan fluir sus ideas, elaboran listas y crean un tablero de visión. Y no son tecno fóbicos. Es solo que para algunas tareas, prefieren la simplicidad, flexibilidad y tactilidad de la hoja impresa: Escriben en su agenda y la sienten más flexibles. Una rápida exploración de las redes sociales ilustra un silencioso retorno a la papelería y la escritura a mano.
La ciencia sugiere que esa clase de personas quizás estén en lo cierto. Si bien la tecnología es ventajosa para ciertas tareas, la sobrecarga digital es una preocupación real y creciente.
Un estudio del 2010 en la Universidad de California, en San Diego, sugiere que consumimos tres veces más información que en la década de 1960. Y un informe de Oficina Reguladora de los Medios Audiovisuales de Reino Unido (Ofcom) calcula que el 60% de las personas nos consideramos adictos a nuestros dispositivos.
Muchos estudios indican que realizar múltiples tareas al mismo tiempo (multitasking) es malo para nosotros y hace que nuestros cerebros estén más dispersos. Otros estudios muestran que el bolígrafo y el papel tienen ventaja sobre el teclado.
En una investigación del 2014 de la Universidad de Princeton y la Universidad de California en Los Ángeles, EE.UU., se encontró que los estudiantes que tomaron notas en computadores portátiles obtuvieron peores calificaciones al responder preguntas conceptuales. Los que tomaron notas a mano tenían una mejor comprensión del material y lo recordaban más porque tenían que procesar mentalmente la información, en vez de teclearlo textualmente.
El concepto de fijarse objetivos, sin usar la tecnología, no es nuevo. Así se hacía antes de internet. La diferencia es que ahora hay una vuelta a las técnicas tradicionales entre personas entrenadas digitalmente. Muchos trabajan en tecnología o son expertos en nuevos medios de comunicación.
Entre tanta tecnología ¿cuál es el atractivo de usar herramientas simples? Para comenzar, a un bloc de notas no se le termina la batería, ni se le congela la pantalla. No puedes borrar accidentalmente algo, no sonará, ni te molestará con actualizaciones. Y puedes hacer un boceto, dibujar un diagrama o ilustrar con figuras, cosas que no son fáciles de hacer en un teléfono inteligente.
Escribir sobre papel genera innovación. Ser creativo tiene que ver con ensuciarte las manos, una sensación que falta cuando usas la tecnología. Las investigaciones han mostrado que las percepciones sensoriales táctiles tienden a estimular partes del cerebro asociadas con la creatividad.
Incluso en la era digital, la innovación se desata cuando complementas lo digital con lo físico. Es por eso que a las empresas de tecnologías les encantan los pizarrones blancos.
El dilema de hoy es creer todo lo que hallamos en línea. Las plataformas digitales nos permiten acceder a información en tiempo real, pero esto invita a compartir todo sin chistar y por supuesto muchas veces sin pensar.
Lo descrito es un punto en una gran mancha, pero es suficiente para entender que la generación digital es una generación que va a ser muy complicada de entender.